#AFM ¡Al Fin Música!

musicalización: @gchristophersen

Bienvenidos al laboratorio de CAMPO

El colectivo CAMPO presentó su disco Remixes & Rarezas el jueves 16 de octubre en La Trastienda, un escenario que cobró las dimensiones y el régimen de un laboratorio sin límites. La única regla: bailar. Juan Campodónico, vocalista, guitarrista y líder del laboratorio, experimentó colores y sonidos que supo convertir en canción. Por Martín Fernández

imagen descriptiva del contenido
CAMPO es un proyecto que trasciende y supera el mestizaje cultural o la fusión de géneros. En vivo, la oreja dispara en varias direcciones, recibe información desde cada amplificador dispuesto en el escenario, se pierde y subsiste atolondrada; eso sí, baila. 

Sus músicos transitan los instrumentos y dejan sus huellas. Fijos: Juan Campodónico y Martín Rivero en guitarras, Roberto Radino en batería y Daniel “Tatita” Márquez en percusiones; Verónica Loza voz y Vj. Inquietos: Pablo Bonilla en bajo, sintetizador, y gestor de bases atronadoras; Gabriel Casacuberta, telonero y protagonista, en bajo, xilófono y sintetizador.  



La apertura estuvo a cargo de Lucía González y una serie de canciones dulces y coros empalagosos, destacándose “Hips beats” y la presencia de Casacuberta en bajo y guitarra. 



La banda rompió la inevitable contractura de la salida a escena y tomó confianza a partir de Across The Stars, tercera canción del repertorio.

El show empezó, digamos, con La Marcha Tropical, cuarta canción del setlist; en clave electro-cumbia y notorio vuelo pop. Incluso, CAMPO rompió el silencio instantes previos a los primeros acordes del primer hit propiedad del colectivo; saludó al público y agradeció la presencia.



Entre coreografías un tanto herrumbradas –cargadas de muy buenas intenciones, vale aclarar– y bases percusivas alucinantes, llegaron 1987, Tuve Sol, El Mareo, 1987 Roundabouts y Carmesí. 

Tres apuntes sobre las voces: primero, Campo, jugado y valiente al interpretar sus composiciones; segundo, Martín Rivero y el característico cantar que le imprime un cálido no sé qué al repertorio. Tercero, la voz de Verónica Loza y la mecha que encendió La Marcha Tropical, bailarina y cómplice del ritmo.

Heartbreaks, el segundo remix de la noche, habilitó un bloque candombero y la participación de Santiago “Santi” Marrero -de Sante Les Amis y Cuarteto de Nos- y Luciano Supervielle -Bajofondo- en la intro de Cumbio.



Linda noche vivió el público de La Trastienda el jueves por la noche. Cuando el laboratorio de CAMPO abre sus puertas, hay que aprovechar la oportunidad: goce asegurado.

Martín Fernández @martinfercan
Imágenes
Secciones relacionadas